Los recursos sanitarios de alto coste se reconvertirán para atender al dependiente


El debate sobre la necesidad de apostar por un modelo sociosanitario sigue abierto. Sin embargo, se dan pasos para su implantación. Antares Consulting publicó ayer el documento Tendencias del sector de la provisión de servicios sociosanitarios en España, que concluye que el sector social corre el riesgo de quedar en segundo plano, por detrás del sanitario.

 

Según Montserrat Cervera, Directora de Unidad Social y Sociosanitaria de la consultora, "va a primar la reconversión de recursos sanitarios de alto coste; es decir, los servicios sanitarios de agudos pasarán a estar orientados a la atención a crónicos". A su juicio, "estos servicios están en manos de proveedores del sistema de salud, mucho más estructurado que el social, que lleva menos tiempo funcionando, está más fragmentado y es más débil".

 

El documento critica que "formalmente no se haya avanzado en la consolidación de un espacio sociosanitario real y completo", y Cervera recuerda que la presentación de un Libro Blanco de la Atención Sociosanitaria estaba prevista para diciembre del año pasado y que la evaluación de la Ley de Dependencia también sufre retraso.

 

Evaluación

 
Como experta que participó en el informe que encargó el Congreso de los Diputados, dice que "la Cámara Baja pidió una revisión de la norma, para lo que se necesita una evaluación seria que analice el modelo y los recursos que se pierden por falta de estructuras de gestión eficaces".

 

Otra tendencia es que "las exigencias de acreditación que la administración deberá concretar contribuirán a la estructuración y al incremento de calidad del sector".

 

Pero en este momento no más de seis autonomías (Andalucía, Asturias, Cantabria, Castilla y León, Cataluña y La Rioja) tienen publicada normativa concreta de acreditación para los servicios residenciales, a pesar de que el desarrollo del sistema de dependencia lleva implícita la formulación de condiciones estables en la acreditación de los servicios que forman parte del sistema.

 

Estructuras

 
"Aunque lento, es un proceso irreversible ante el que los proveedores más débiles van a tener dificultades para cumplir con estas nuevas exigencias, además de necesitar apoyo externo para conseguirlo", añade el documento. Ante la falta de estructuras empresariales fuertes, muchos centros no podrán asumirlas de modo unitario y deberán encontrar nuevas formas para lograrlo (compras conjuntas de servicios, fusiones parciales o totales, etcétera).

 

Por otro lado, aunque no pueda hacerse efectivo hasta el medio plazo, el sector requiere el ajuste al alza de tarifas por parte de la administración. Mientras esto no ocurra la subfinanciación de las plazas concertadas va a ser un problema que repercuta en el crecimiento, modernización y estructuración del sector. No obstante, también se observa "una incipiente presencia de inversores europeos interesados en este mercado". 

 

Reconversión

 

Según el documento de Antares Consulting, "los grandes operadores seguirán liderando el sector, pero los no tan grandes tendrán que sumar volumen de negocio y diversidad de actividades para mantenerse en el mercado". Ante las dificultades, es imprescindible ampliar horizontes: "Los proveedores privados consolidados, estudian cómo ampliar su desarrollo y apuntan a nuevas ofertas de servicios. La clave está en conseguir nuevos clientes y ofrecer nuevos servicios, lo que pasa por dar servicios especializados a nuevos colectivos de dependientes (discapacidad y enfermedad mental), y explorar las nuevas formas de servicios alternativos al hogar para personas mayores.

 


Fuente: Diario Médico
Acceder a la noticia original

Copyright © 2010 Antares Consulting S.A. Todos los derechos reservados   |   Aviso Legal   |   Política De Privacidad